Conectarse

Recuperar mi contraseña

Últimos temas
» Normativa a seguir
por Trapsus Sáb Jul 22, 2017 1:41 pm

» Declaro x3
por Héracles Lun Jul 04, 2016 1:09 am

» Imitation Black
por Leonardo McGolling Lun Abr 21, 2014 2:00 pm

» Cacería en las ruinas [Priv. Giovanni]
por Ryuichi Dom Mar 02, 2014 4:19 pm

» Perfil de Giovanni
por Kousaka Ryoumei Miér Feb 12, 2014 12:21 pm

» ¿Qué se supone que deba hacer ahora? [Privd.]
por Tetsuka Miér Ene 08, 2014 7:08 pm

» Hibari Kyoya
por Minoru Gray Mar Dic 17, 2013 6:50 pm

» Hatake Kakashi [sin terminar]
por Hatake Kakashi Sáb Dic 07, 2013 6:11 pm

» Sol , mar y ... (privado Hide)
por Eloise Lemoine Vie Dic 06, 2013 9:29 pm

» Ficha de Ukyo
por Ukyo Vie Dic 06, 2013 7:47 pm


The drugs are my life [J.B]

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

The drugs are my life [J.B]

Mensaje por Invitado el Miér Dic 22, 2010 4:21 pm

-¿Dónde mierdas la tienes?... -Su voz,al igual que el callejón en el que se escondían su camello particular y él,era oscura y apagada,además de aterradora y llena de incógnitos.Sus manos,apoyadas en las sucias paredes del lugar,rodeaban al chico que parecía tener lo que mas necesitaba Jason en ese momento,sus drogas,su tan adoradas y adictas drogas- Sácalas...YA. -Insistió,dejando que el eco del golpe que ejercitó sobre la húmeda además de sucia pared resonara por todo aquel callejón,dejando que los vellos de quien estaba acorralado se tornasen de punta.Gracias a aquello aquel chico sacó lo que le debía,dos bolsitas llenas,una de cocaína y otra de pastillas de distinto tipo,se pondría bueno con aquello...suerte que no tenía que compartirlo con nadie,era mucho mas divertido solo que mal acompañado.Las agarró gustoso,apoyándose tan solo de un brazo de mientras se las guardaba en la entrepierna,lugar seguro en el que no correrían peligro.Pudo ver como el chico seguía su mano con la mirada,algo que le hizo sonreír de medio lado y bajar su mano hasta la del contrario para,sin vergüenza ni miramiento alguno,manosearle debidamente antes de acercarse con cierta cautela,no quería nada con ese chaval pero si podía agarrar cacho...Iba a lanzarse a besarle cuando,sin previo aviso alguno,comenzó a escuchar los pasos de alguien que le cortaría totalmente el rollo en su totalidad,¿quien era?- No jodas... -Suspiró y,sin decirle adiós siquiera a aquel chico,salió corriendo junto con su droga.La policía les había pillado con las manos en la masa y ahora solo podía hacer dos cosas: correr....o correr.

No tardó apenas unos minutos en rodear aquel callejón para conseguir despistar a aquel agente que le perseguía,lo que,por suerte,consiguió en un tiempo record.Pensó que los había despistado hasta que se topó de frente con uno de los compañeros de aquel policía que anteriormente despistó,el cual no tardó apenas dos segundos en verle y comenzar a perseguirle con muchísima mas insistencia incluso con la que lo hacía el otro.Se notaba perfectamente a quien le gustaba verdaderamente el trabajo de los dos.A pesar de todo aquello no aumentó su velocidad pues ya era lo suficientemente elevada como para lograr despistarlo de igual manera que al otro.Lo consiguió gracias al atajo que cogió para poder llegar al lugar en el que descansaría y se repondría además de estrenar la mercancía que le había llegado,el almacén abandonado.

Nada mas llegar a aquel lugar oculto por muchas de las personas que no tendrían que enterarse siquiera de su existencia,se tiró a uno de los colchones usados y gastados que había por el suelo,no era el sitio mas cómodo del planeta,ni de coña,pero se vivía bien...o al menos,lo suficiente como para relajarse de vez en cuando.Suerte que no conocía a nadie,eso le facilitaría el trabajo de tener que decir no a aquellos que quisieran quitarle SU droga.

Que intentasen tan solo quitarle una de sus preciadas pastillas...que lo intentasen.

Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: The drugs are my life [J.B]

Mensaje por Invitado el Miér Dic 22, 2010 4:25 pm

Acorralado. Así se encontraba en esos momentos, rodeado de puros gamberros que le mantenían sujeto de las ropas, algunos le golpeaban, otros le arrancaban las ropas y algunos otros... Cosas inpronunciables de las que el pelirrojo prefería pasar y mentalizarse de no sentir nada al tenerles de aquella manera, despues de todo... ¿para qué preocuparse por vivir? Nada bueno tenía a su alcance y la vida que le dió Dios... ¿Dios? Jamás creyó... nació del polvo y en lo mismo se convertiría una vez muerto, no tenía pensamientos de importancia por nadie y muchos menos por sí mismo.

Violado, marcado, nuevamente mancillado por puros desconocidos que principalmente querían arrebatarle el dinero que tuviese, al no tenerlo le sacaron las botellas de alcohol que cargaba en las manos y finalmente, terminó siendo tomado por todos, quedando totalmente ausente en aquellos actos, sin ni siquiera soltar un puro gemido pues nadie... jamás, consiguieron que de sus labios salieran alaridos de placer y con el único que terminó sacandolos, y no precisamente de placer, fueron con su padre.

Tras el paso de los minutos, fue levantandose de poco en poco, colocandose bien las ropas mientras veía sus botellas allí tiradas, al parecer aquellos tipos habían disfrutado tanto que prefirieron olvidarse de aquel delicioso alcohol, pero por el pelirojo mejor, así serían nuevamente suyas.

tras poder ponerse en pie, teniendo algunos moratones y el labio partido, sangrandole al igual que algún que otro corte por los brazos, echos con las navajas que aquellos tipos tenían en las manos pero vamos... que si le hubieran matado en aquel sitio poco le importaba, mejor para él.

Con cierta dificultad, caminó por aquellos callejones, llevando las botellas en una de las manos mientras con la otra se apretaba uno de los costados, se sentía dolorido en esa zona pero no era para nada grave pero un buen moratón tenía en ese lugar.

Finalmente, pasando entre las personas de aquella ciudad que le observaban con cierta repugnancia, dejando un buen y notable espacio de lejanía, como si el pelirojo portase un enorme escudo que los apartaba con tan solo ver aquella penosa presencia, llegando como finalidad a aquel punto donde muchos de los fugitivos, ladrones, etc... se solían esconder del mundo, aunque él no huía, más bien buscaba ese mundo para ver si llegaba el día en que terminasen con él.

Al entrar al almacén, se quejó ligeramente, alzando la botella para sacarle el tapón con los dientes y luego darle un buen trago, pese al escozor que el alcohol daba en aquella herida de sus labios poco le importaba, en ese momento solo quería beber y beber hasta que su cuerpo no soportase más y cayera al suelo ante la dura gravedad.

Pasó caminando por todo aquel horror de almacén, lleno de ratas y cucarachas y algunos que otros muros derrumbados, entrando una mínima y apestosa luz en la que se podía ver a la perfección el humo de algunas toxinas de la fábrica de al lado.

Pasó por pasillos y subió alguna que otra escalera hasta que, ante la borrosa visión pateó una de las puertas, entrando al interior sin fijarse si alguien se encontraba en su interior, terminando por dejar caer las rodillas en el suelo y despues su cuerpo de golpe, cerrando los ojos mientras el alcohol de la botella se derramaba por los suelos, cosa que, el pelirojo se alarmó y alzó el rostro para ir hacia aquel charquito de delicioso manjar y lamerlo como cuan perro, sin importarle la arenilla que se tragase con ello, despues de todo el definía su vida como "basura" o "mierda".

Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: The drugs are my life [J.B]

Mensaje por Invitado el Miér Dic 22, 2010 4:29 pm

Una maldita porquería,eso era lo que era el almacén junto con las personas que solían habitarlo,¿personas?...mas bien se podrían llamar desgraciados,toxicómanos y calamidades que no podían hacer mas que meterse mierdas en el cuerpo y caer en enfermedades para,luego,contagiarlas a dios sabe cuanta gente.No era una vida recomendable,nadie la querría para si mismo excepto los que ya han caído en ella y no pueden dejarla por mucho que quisieran,lo mismo pasaba con las drogas del peliverde,era un enganche que no podría dejar de lado por mas que quisiera y lo intentase,lo cual nunca había intentado pues,la verdad,no tenía el mínimo interés por ello,prefería vivir de ese modo que rodeado de gente rica y afortunada que no podía ofrecerle nada mas que soledad y dejadas de lado.Al menos,en ese lugar,se sentía cómodo e integrado,por muy repugnante que pareciese.

Al sentarse pudo notar como los muelles del colchón gastado se clavaban tanto en su trasero como en gran parte de su espalda,no era una manera muy cómoda de apoyarse pero no tenía otro sitio mas que ese además de los sofás rotos y despeluchados que había en una de la partes mas apartadas del almacén.Estando ya “perfectamente” colocado aprovechó para mirar alrededor y meter su mano en su entrepierna para poder sacar la bolsita que anteriormente había metido ahí,era un sitio seguro y de fácil acceso para él además de difícil para los demás,bastante asequible.No tardó apenas un minuto en sacar una de las muchas pastillas que le había chantajeado a aquel tipejo de los callejones,lo que hacía un poco de sexo desenfrenado...Mucho mejor para él sin duda,con aquello lograría colocarse muchísimo antes de lo que solía tardar,tendría que tomarse tan solo un par de aquellos redondeles blancos con pequeñas rayas en su centro y unas cuántas rayas de cocaína,necesitaría una cuchilla para alinearlas correctamente,eso si,seguramente encontraría alguna por ahí tirada,no era tan difícil sabiendo los tipos de personas y las cosas que solían deambular tan panchas por el lugar.

Iba a sacar una nueva cuando escuchó un ruido bastante sonoro justo frente a sus narices.Enarcó una de sus cejas antes de parpadear algo tocado ya por aquellas pastillas y poder ver lo que había ocasionado tal ruido.¿Un tío en el suelo?....bueno,se podría decir que no era algo raro,mucho menos extraño y particular sabiendo donde estaban.Por seguridad volvió a enrollar la bolsa y metérsela entre medio de los boxers verdes que llevaba ese día,algo cantosos bajo los pantalones negros y la correa plateada cual estaba algo desabrochada gracias a la carrerilla que se pegó para despistar a aquellos policías.No lo reconoció en el momento pues estaba algo...despistado,por llamarlo de alguna manera,e ahí el porqué se levantó para poder observarlo desde un punto mas cercano.

Nada mas llegar se tambaleó un poco,solo un poco,lo suficiente como para tener que extender sus brazos y hacer equilibrios con ellos.Pateó el estómago del otro un par de veces,flojo,de manera que tan solo consiguiese captar la atención para poder mirarle a la cara.- Eh,tú... -Frunció el ceño al ver como,incluso los cabellos de aquel tipo,se metían en el alcohol derramado en el suelo,una asquerosidad pero...¿quien no hacía cosas similares en tales condiciones? Seguro que si se le caía una pastillas o algún porro entre mierdas lo cogería sin dudarlo,lo que llegaba a ser el vicio...- ¿Quien coño eres?... -Bien era cierto que no lo había visto nunca por ahí o,al menos,nunca había prestado la mas mínima atención sobre él.

Aunque,la verdad...si no fuese porque no le gustaba el alcohol pasado por tierra...de seguro se hubiese puesto a beber junto al tipejo de cabellos naranjas.

Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: The drugs are my life [J.B]

Mensaje por Invitado el Miér Dic 22, 2010 4:32 pm

Principalmente no quería reaccionar ante el sonido de aquellos zapatos que se acercaban a él y ni siquiera cuando sintió que estos le daban algunos toques en los costados, cosa que le hizo soltar un regruñido mientras su mano apretaba la botella de alcohol.

Tosió un poco y se removió suavemente, pegandose algunos cabellos a su rostro al estar mojados de aquel delicioso manjar que ahora no parecía más que un extraño barro al estar mezclado con la tierrecilla del lugar, daba asco pero poco le importaba lo que le ocurriera.

Su miraba observaba algo borrosa a aquel tipo de reojo, principalmente, con ver el borroso tono verdoso de aquellos cabellos pensó que solo era un puto limón parlante hasta que su mano la alzó para frotarse los ojos, entrecerrandolos y forzando la vista para verle, abriendose de poco en poco aquellos azulados ojos cuando finalmente se dió cuenta de quién se trataba pese al paso de los años desde aquello.

-J... Jason...? -Murmuró con la voz algo quebrada, garraspeando para normalizarla un poco.

De poco en poco se fue moviendo, viendose como en la parte del trasero de aquel pantalón se veía una terrible mancha de sangre, provocada por el suceso que anteriormente le había sucedido, aun así ni siquiera se quejaba ni sentía dolor, era... como aquella vez en el internado.

En el internado ni siquiera pasaron minutos de su entrada y el super matón que siempre estaba dominando a todos y los aterraba le detuvo, con solo una mirada ya deseaba el cuerpo del pelirrojo pero este no se callaba ni le temía, al contrario.

En aquel entonces era incluso más peligroso que como lo era ahora, pues a aquel mastodonte le tomó del brazo tras haberle escuchado y terminó por tomperselo con un simple movimiento y un par de golpes en la nuca para dejarle allí tirado e inconsciente, cosa que a muchos de los del lugar les dejó con la boca bastante abierta peor sobretodo llamó la atención de dos de aquel lugar.

Despues del paso de las horas, aquellos dos tipos le visitaron y el pelirrojo no más y solo les llamó "vaya, un cabeza limón y un alien..." Los otros regruñeron pero le pidieron que se uniera a su grupo pero el pelirrojo se negó por completo y pese a las insistencias no consiguieron nada.

Tras dos dias, el peliverde en aquel internado fue nuevamente a insistirle pero gemidos de un tipo mayor se escucharon en aquella habitación del pelirrojo y se veía claramente como uno de los guardias se lo estaba follando, más bien violando pese a que el pelirrojo en su parte trasera derramaba algún que otro hilo de sangre pero... nada... el pelirrojo ni siquiera gritaba, ni gemía, su rostro era totalmente indiferente y ni siquiera forcejeaba por apartarle, no sentía nada. "¿Lo disfrutas? avisame cuando te corras...", aquello lo dijo el pelirrojo soltando un suspiro lleno de pesadez y aburrimiento, fijando luego su mirada en la del peliverde que espiaba en aquella ventanilla de la puerta.

El pelirrojo sonrió levemente, con cierta pena mientras le observaba, pero aquello fue todo hasta que al día siguiente apareció ante los dos que le visiaron dias atras, estaba él, Jason, y finalmente aceptó la propuesta de ellos, siendo desde aquel dia inseparables hasta que cada uno salió de allí y siguió su camino.

Extraño. Esa palabra la decía en su cabeza, ¿por qué recordaba aquel momento despues de los años que pasaron? Ya que más daba, cerró los ojos, apretando la botella medio vacia de alcohol, apegandola a él hasta que finalmente comenzó a hacer fuerzas con los brazos para querer levantarse pero su cuerpo estaba flojo, se caía cada vez que lo intentaba, el esfuerzo era en vano y más con ver todas aquellas heridas y sobretodo... aquella en especial sobre la tela manchada de sus pantalones, señal de la nueva mancillación tan poco sentida y dolorosa pese a la grata herida.

Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: The drugs are my life [J.B]

Mensaje por Invitado el Miér Dic 22, 2010 4:33 pm

El haber enarcado una de sus cejas se hizo mas que visible al poco tiempo de haber escuchado su propio nombre proveniente de los labios del contrario,al cual no pudo dejar de mirar en el mismo momento que acabó la única palabra que le escuchó desde que llegó al almacen.No sabía quien era,no sabía siquiera porqué coño sabía su nombre ni el porqué lo había nombrado de aquella manera que destilaba tristeza,dolor...gua,podría decirse que el chico no disponía de la garganta y las cuerdas vocales que todas las personas disponían.Se fijó algo mas en aquellos cabellos que tanto le llamaron la atención,de alguna manera se le hacía terriblemente familiar...quizás...no,no podría ser él pero...¿a que otro pelirrojo alcohólico conocía que le llamase por su nombre amistoso?...

-...¿J.B? -Sabía su nombre completo,si,¿pero porqué llamarle de una manera tan larga y gastar saliva en el intento pudiendo decir tan solo aquellas dos letras? J.B...Bien era cierto que no cabía en si del asombro,a saber cuanto tiempo habría pasado desde la última vez que se vieron,desde la última vez que chocaron sus puños en señal de amistad,su único amigo junto con D.D...¿que habría sido de él ahora que lo pensaba? Decidió dar rienda suelta a su perversión y ganas de saberlo todo,nadie le detendría ahora que necesitaba saber si era aquel chico por el que durante una temporada sintió una cierta atracción,no sentimental ni mucho menos,si no mas bien...el hecho de que en sus tiempos el pelirrojo fuese incluso mas violento y práctico de lo que era ahora Jason.

¿Cómo iba a comprobarlo? Bueno,si se pensaba un poco se podía adivinar fácilmente pues no era otro que Jason el que lo haría.No se lo pensó dos veces antes de darle un patada lo suficientemente fuerte como para tumbarle y ocasionarle cierto dolor que solo le duraría un par de segundos,por suerte pudo controlar su fuerza a pesar de estar colocado por las mierdas que se había tomado,solo esperaba no pillar nuevamente una psicosis anfetamínica como hacía un par de años,cuando ni siquiera cumplió la mayoría de edad.

Al tenerlo tumbado boca abajo pudo darse cuenta,ahora si,de aquella mancha de sangre en los pantalones.No pudo evitar cerrar sus ojos y negar con la cabeza durante un momento,aquello...le traía muy malos recuerdos,recuerdos que no querría volver a recordar hasta que muriese,mucho menos al estar estos relacionados con sus únicos amigos.El internado...digamos que era lo mejor que le había pasado exceptuando el haber encontrado sus preciadas drogas,las cuales amaba con toda su alma.Se colocó encima sin importarle demasiado el que estuviese manchado pues uno: evitó mantener contacto con la sangre, y dos: se sentó sobre el inicio inferior de su espalda,no lo rozaría siquiera.Tuvo cuidado como no de sus pastillas,las tenía en un lugar seguro,si,pero nadie aseguraba su perfecto estado aún sentándose encima de ellas,los polvos le daban mas bien igual que se estrujaran,igualmente no se echarían a perder.

-Hm...veamos que tienes por aquí...-Bajó una de sus manos para alcanzar la camiseta del otro y comenzar a subirla.Si realmente era J.B tendría que tener aquel tatuaje que tantas ansias tenía por hacerse cuando lo conoció y que,seguramente,ya lo tuviese justo en el sitio en el que recordaba.Efectivamente,al subirle completamente la prenda pudo ver sobre la parte superior de su espalda el mismo modelo que recordaba en su mente,justamente impreso en el lugar elegido por el otro.Para asegurarse de que lo era le bajó la camisa y agarró su muñeca.Recordó de mientras veía el otro que poseía uno mas y no,no se equivocaba,pues ahí estaba,el simulado corte e hilado,una obra de arte según el peliverde.- ...no sabía que fueras tan maricona como para seguirme hasta aquí,zanahoria~

Una sonrisa se formó en su rostro,leve aunque bastante...peculiar,sus ojeras se denotaban bastante,dándole un aspecto demacrado y desalentador,para nada atrayente a no ser que se fuese un drogadicto,un enganchado,como se quisiese llamar,pero fuese igual que él.Incluso le llamó por el mote que él mismo le dio,Zanahoria...nadie le llamaba así excepto él,pues quien se atreviese a plagiarle recibiría paliza por su parte.Un asunto un tanto trivial,pero era lo que había,su mente era cerrada de miras,mucho mas con extraños.

Se elevó lo suficiente como para darle la vuelta y quedar esta vez sentado sobre su cadera,de una forma un tanto atrevida,si,pero que mas le daba a él?,era lo mas normal del mundo el tratar así a sus amistades...al igual que las peleas,los malentendidos y toda clase de atropello.Quería verle la cara después de tanto tiempo y eso fue lo que hizo.Tuvo que agacharse un poco para observarle mejor pues la vista se le nublaba si estaba demasiado lejos de algo o alguien,necesitaba enfocarle y eso fue lo que consiguió.- Guau... -Esa fue la única palabra que pronunció al verle.Había cambiado mucho...demasiado,incluso su apariencia y su mirada.Eso le dio que pensar,¿seguiría siendo el mismo J.B que conoció en el internado?- Me lo parece...¿o tus pintas como puta no han cambiado en nada? -Bufó burlón.Obviamente era una de sus coñas,le gustaba gastarlas aunque fuesen de mal gusto...si seguía siendo el mismo de siempre sabría entenderlas y no se enfadaría.No se movió un ápice de su posición excepto por sus manos,las cuales tuvo que apoyar a ambos lados del contrario para no perder el equilibrio y dejar caer totalmente su cuerpo encima del pelirrojo.

Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: The drugs are my life [J.B]

Mensaje por Invitado el Miér Dic 22, 2010 4:42 pm

Escuchó su nombre y ni se inmutó, solo le observaba de reojo de aquella manera cansada e indiferente, con la mirada apagada y totalmente muerta de sentidos que tiempo atrás poseía al estar junto con aquel peliverde y D.D, no más y la furia que antaño poseían aquellos ojos ahora no era más que vacío, desolación, carente de esperanzas por la vida y de odio hacia todo cuanto le rodeaba.

Ante aquella dura patada solo cerró los ojos y ni una miserable queja soltó, su cuerpo tan acostumbrado estaba a todo que ya ni siquiera sentía nada, ni una miserable caricia, era penoso... si... pero para una persona cansada de vivir era lo único que quedaba, convertirse en una persona sin sentimientos, sin escrúpulos, sin ánimos ni ganas de vivir, no tenía nada por lo que seguir y el cansancio se hacía más fuerte.

Muchas fueron las veces que intentó quitarse de en medio, si... aquel valor que siempre portaba y que siempre demostró ya incluso lo olvidó, su cuerpo perdió todo tipo de miedo, respeto y sumisión hacia la muerte y si esta se le acercaba la recibiría con los brazos abiertos.

Notaba como aquel peliverde se casi sentaba encima pero ni siquiera opuso resistencia, como siempre, dejando que le otro hiciese lo que quisiera, pues aparte su cuerpo se encontraba totalmente sin fuerzas y su miraba quedaba perdida en un punto muerto de ningún lugar, esperando un tanto más mientras le escuchaba, pasando de sus palabras completamente mientras era girado nuevamente.

Observó aquel rostro con su mirada apagada, pareciendo con ella un simple muerto, ni siquiera articuló palabra alguna, en sus ojos se notaban un par de grandes ojeras y su piel ante los golpes se veía amoratada y sus labios ligeramente ensangrentados.

Esperó a que terminase de hablar, sin querer comprender, entender o escuchar sus palabras, le era absurdo ya incluso escuchar pues no le valía la pena, mientras tanto notaba la manera en que se le sentaba encima, cosa que solamente le hacía pensar en una miserable cosa, pues pese a que aquel fuera su amigo... si es que aun lo continuaba siendo, era desagradable y ya ante las tantas y tantas veces que en su salida del internado sintió aquel trato por parte de cada persona que se le acercaba pues no hacía más que pensar lo mismo de todos.

-hazlo ya y lárgate... -Murmuró con aquella voz quebrada.- no tengo dinero... el alcohol se me ha caído... el tabaco está mojado... -Resumió con aquella ronca voz.- disfruta y métela si quieres... a mi me da igual... no sentiré nada, aunque si te jode que no gima te aguantas... -Todo aquello no fueron más que susurros roncos, hablandolo sin ni siquiera venir a cuento de lo que el peliverde le decía pues su atención en las palabras ajenas no la puso.

Arrastró los brazos hasta por encima de su cabeza, notandose el cristalino roce de la botella arrastrada con el suelo, separando sus piernas, observandole con su inexpresivo rostro, realmente su fuerza de voluntad hacia todo se había perdido. El J.B de aquel tiempo había desaparecido por completo, ahora, aquel cuerpo se encontraba totalmente vacío...

-adelante... -Fue la última palabra que dijo, volteando el rostro, cerrando los ojos con cansancio. Su cuello se notaba lleno de chupetones y de mordiscos que incluso se encontraban en un pequeño camino hacia su pecho, perdiendose debajo de aquella camisa.

Infierno en vida... no era más que esa la vida que tenía predestinada aquel pelirrojo, el cual ya ni siquiera sabía diferenciar amigos de enemigos, pues todos para él, no era más que demonios sedientos de egoismo y de ganas de destrozar aquella alma trozo a trozo.

Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: The drugs are my life [J.B]

Mensaje por Invitado el Miér Dic 22, 2010 4:44 pm

Todo lo que había escuchado,sentido y visto tenía que ser mentira,¿desde cuándo era J.B así de...de...deprimente?, daba asco,le daban arcadas de verlo así tal cual,era demasiado el cambio que se veía en él...¿dónde estaba aquel pelirrojo al cual llegó a admirar por su fuerza,valor y los pares de cojones bien puestos que tenía?,¿dónde?...eso era lo que quería saber en esos momentos.No iba a hacer nada con él,eso estaba mas que claro,no era un violador como aquel al que pilló un buen día en la habitación tirándose al que fue después su mejor amigos,tampoco era un asqueroso que iba toqueteando a todo el mundo porque si y sin motivos aparentes,aunque fuese J.B no podía hacerle eso,mucho menos en el estado en el que estaba él mismo y el otro.

Sus manos no se movieron hasta que terminó de hablar el contrario.Le entraron ganas de romperle la cara,arrancarle la lengua de cuajo,lo que fuese con tal de remediar lo que había dicho y asegurarse de que no lo diría mas,realmente le daba asco todo aquello,el saber que había caído tan bajo...el que fue su amigo...al que eligió como tal después de intentarlo una y mil veces junto con D.D y compañia...no,no podía creerlo,era cabezota después de todo.Al poco rato terminó por abrir los labios para comenzar a hablar,eso si,pocas palabras,no quería gastar saliva en tonterías que no iban a dar a ningún camino.

...¿pero tu eres gilipollas o te tocabas de pequeño? -Realmente todo lo que escuchó salir de entre los labios del contrario le impactó,¿acaso se creía que se lo iba a follar y le dejaría ahí tirado como la mierda que le estaba haciendo ver que era? Oh vamos,ni de coña iba a dejarlo así después de haber pasado tanto tiempo desde la última vez que se vieron.Negó con la cabeza justo antes de bajar sus piernas para cerrárselas y dejar que volviese a la posición inicial de antes,al igual que bajó sus manos para posarlas sobre su abdomen,no quería verle de esa forma,no de esa manera.Se levantó de mala gana eso sí,quería divertirse un poco con las bromas que se hacían tiempo atrás,todas aquellas cosas que...ya parecían perdidas...

- Mueve tu maldito culo del suelo,Zanahoria,no necesito que nadie me lo friegue -Se quitó el botón del pantalón para poder sacarse la bolsa que tenía dentro con todo lo necesario para poder hacer unas cuántas cosas que les dejarían mas colocados que una abuela en una montaña rusa en su segundo descenso.Se quedó arriba pues veía que estaba bastante cansado para levantarse,no podía hacer otra cosa que arrastrarlo,y eso hizo.Se colocó la bolsita entre los labios aguantándola con los dientes para que no cayese al suelo de mientras él mismo se agachaba para poder agarrar al contrario de los brazos y conseguir con eso arrastrarle hacia el colchón de antes.Era lo suficientemente grande para que cupiesen los dos por suerte,no tendrían ningún problema incluso si querían tumbarse.

Una vez lo hubo colocado bien sentado sobre el colchón se quitó al bolsa de entre los labios para dejarla sobre el mismo de mientras buscaba por la habitación alguna botella que no estuviese vacía,si bien recordaba era lo que mas le gustaba al pelirrojo,si es que no le habían cambiado los gustos también a eso...Suspiró ante la simple idea.Al final,detrás de una ventana rota encontró una botella a medio terminar perfectamente conservada,quizás alguna que otra telaraña por los alrededores,pero poco importaba.- Ahora vas a decirme porqué coño pensabas que iba a hacerte tal cosa,y mas vale que me lo digas -Su tono era amenazante,como para no serlo con el enfado que le había entrado por culpa del contrario.Se sentó a su lado al tiempo que le daba la botella,esperando que reaccionara y la cogiese.

Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: The drugs are my life [J.B]

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.