Conectarse

Recuperar mi contraseña

Últimos temas
» Normativa a seguir
por Trapsus Sáb Jul 22, 2017 1:41 pm

» Declaro x3
por Héracles Lun Jul 04, 2016 1:09 am

» Imitation Black
por Leonardo McGolling Lun Abr 21, 2014 2:00 pm

» Cacería en las ruinas [Priv. Giovanni]
por Ryuichi Dom Mar 02, 2014 4:19 pm

» Perfil de Giovanni
por Kousaka Ryoumei Miér Feb 12, 2014 12:21 pm

» ¿Qué se supone que deba hacer ahora? [Privd.]
por Tetsuka Miér Ene 08, 2014 7:08 pm

» Hibari Kyoya
por Minoru Gray Mar Dic 17, 2013 6:50 pm

» Hatake Kakashi [sin terminar]
por Hatake Kakashi Sáb Dic 07, 2013 6:11 pm

» Sol , mar y ... (privado Hide)
por Eloise Lemoine Vie Dic 06, 2013 9:29 pm

» Ficha de Ukyo
por Ukyo Vie Dic 06, 2013 7:47 pm


~La Vida Loca~ [priv]

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

~La Vida Loca~ [priv]

Mensaje por Invitado el Miér Jun 29, 2011 12:30 am

Usando gafas de aviador y vestido con un ajustado atuendo de cuero negro que recordaba el siempre memorable estilo Village People, nuestro modisto favorito se encontraba sentado en la barra de un exclusivo pub del centro. Con el meñique en punta, sostenía un exquisito cóctel a base a Champagne y jugo de naranja mientras coqueteaba con un lindo señor de bigote pronunciado que no dejaba de sonreír y jalarse ocasionalmente el cabello. Según las conclusiones mentales de Nathan, el guapetón era un pasivo dependiente del sado, un buen botín para pasar la noche entera.

En eso andaba pensando, cuando de repente y sin pleno aviso el DJ puso la canción prohibida, la innombrable, la que hizo que Nathan pegara un grito súper afeminado, soltara la bebida y que de un brinco se subiera a la barra para comenzar a moverse a sus anchas. Por supuesto que nos referimos a Livin' La Vida Loca by Ricky Martin.
así estaba xD:
En unos segundos, un bonche de gente se reunió a su alrededor y comenzaron a animarle. Las personas hacían más ruido conforme los sexys movimientos del morocho iban en aumento, se sentía una estrella; sin embargo, a media canción un mal viviente le aventó un tarro de cerveza directo al pecho seguido de un "maricón de mierda" claramente pronunciado con acento etílico.

Esto hizo que la noche se aguara para el modista y contrario a todo pronóstico, Nathan bajó de un brinco de la barra y dando otro brinco llegó a colocarse sobre aquel osado homofóbico, comenzando a golpearlo como bestia. Ciertamente había sido muy estúpido por parte del hombre meterse con un gigantón de enormes puños y poca paciencia para quien se atrevía a destrozar sus hermosos conjuntos, porque lo que le había dolido al pelirrosa era ver su costoso chaleco de piel arruinado, no el insulto por sí mismo.

Los otros observaban atentos el espectáculo, pero no duró mucho. En menos de cinco minutos 2 gorilas de seguridad tomaron a Nathan por los hombros, sacándolo a la fuerza local, claro que por la parte trasera para no llamar la atención. Mientras tanto a ese cabronete inculto ¡le habían ayudado! porque al parecer era el cuñado del dueño o algo por estilo.

Ahora, Nathan ya sin las gafas se hallaba sentadote en la banqueta con el ceño fruncido y varias llamitas saliéndole por los ojos ¡infelices! ¡desgraciados! esto no se iba a quedar así, ya se las verían a primera hora con la prensa y con los protectores de los derechos humanos. Siendo él tan conocido en el mundo de la farándula, idiota era el que había dado la orden de sacarlo.

Decaído, sacó un cigarrillo largo y comenzó a fumar ¡que se dejaba de llamar Nathan Seymour si no hacía que el local se fuera a la bancarrota!

Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: ~La Vida Loca~ [priv]

Mensaje por Invitado el Miér Jun 29, 2011 2:30 pm

"¡Bang, Bang, Bang!" Simuló una pistola con sus dedos y el sonidillo de los disparos, mientras reía fuertemente. Había sido una gran hazaña. Como todas sus misiones, como su trabajo, como su propia vida. O eso siempre había pensado. ¿Al menos había echo el intento, no?
Esta vez, la misión fue bastante sencilla. Sólo era deshacerse de un matón más, un tipo que vendía droga... Estos casos se estaban haciendo bastante comunes... y aburridos. Había venido a Japón en busca de pachanga, bullicio... Bueno, de perdida pudo conseguir algo de la mercancía.

La noche era larga, y disponía de todo el tiempo del mundo -¡Ojalá me hubieran visto las gemelas Olsen! Dios, que se morirían por tener un hombre como yo...- Cabía agregar que aún iba arrastrando al matón, el tipo estaba completamente noqueado y su cara cubierta por sangre. Era una escena bastante divertida, pues Erik iba gritando al mundo sus proezas mientras con una sola mano -no necesitaba más, después de todo- iba revolcando al sujeto por el asfalto. Se daba esos lujos por varias razones. ¡Y si alguien quería detenerlo, que lo intentara!- ¡Oy cabrones, vengan y les parto su mad..- Se detuvo un momento, detrás de un antro, al escuchar lo que el consideraba diversión: En pocas palabras, una pelea. Pero no podía entrar como juan por su casa. Y al final, la diversión vino a él.. bueno, sacaron por la puerta trasera a un.. "exotico" hombre. Suponía que trabajaba allí, por su ropa, su maquillaje.. él mismo, para ser concretos. Ahora estaba pensando dos veces si ese era el entretenimiento que estaba buscando- Ah...- Cayó en cuenta que aún cargaba al tipo, no sabía que hacer, detenerse, o seguir su camino..¿Pero ya le había visto, no? Ese hombre con un "provocativo" atuendo y cabello poco común. <<Cárgate al maricón, te acaba de ver con un jodido cadáver..>> Escuchaba en su mente, ese intento de conciencia que muchas veces ignoraba, y otras tantas les hacía caso. -¡Carajo, que te calles de una puta vez! -Gritó molesto, como hablando consigo mismo -O eso aparentaba- La verdad esque era bastante difícil llevar la fiesta en paz con aquellas vocecitas torpes en su mente. <<Eres un imbécil, cuanto a que el marica ese te acusa con la chota.>> - Tú no viste nada - dijo con voz severa, señalando al morocho e intenando intimidarle. Seguiría caminando como si nada hubiera pasado, un día casual y ya...

Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: ~La Vida Loca~ [priv]

Mensaje por Invitado el Jue Jun 30, 2011 1:52 am

Exhaló el humo del cigarro sin decidirse todavía a irse de ahí pues todavía a estas alturas conservaba la pequeña esperanza de que aquel bigotón del bar viniera en su rescate o mínimo a hacerle un poco de compañía "necesito calor humano" pensaba, o por lo menos eso hacía cuando de la nada escuchó un grito masculino en la calle seguido de una advertencia.

Nathan entrecerró los ojos y miró fugazmente al sujeto que había hablado, dado el espacio que les separaba hasta ahora era cuando se daba cuenta que no estaba solo - ¿ah? - extrañado, estiró el cuello y ahí fue cuando notó que lo que había creído era un bulto, en realidad se trataba de una persona moribunda - !¿pero qué...?! - se colocó rápidamente de pie y se dirigió hacia Erik sin preocuparse en lo que se estaba metiendo.

Gracias a las altas botas que usaba, rozaba los 2 metros de estatura y en sólo dos zancadas se encontró frente al pelirrojo, arrebatándole el cuerpo del sujeto ensangrentado de un movimiento. Volvió a sentarse en suelo y con cuidado recostó la cabeza de aquel hombre sobre sus muslos para después fijar sus dedos en la yugular - ufff - soltó un aliviado suspiro al darse cuenta que aún se encontraba con vida. No le dio importancia a toda la sangre que segundo a segundo manchaba más su ropa, había prioridades - ¿crees que esa es forma de llevar a tu amigo al hospital? - refunfuñó soltando una especie de gemido entre palabra y palabra al mismo tiempo que sacaba de sus pantaloncillos un mega lujoso celular rosa. Tenía que llamar a una ambulancia cuanto antes o el tipo colgaría los tenis.

Sin soltar al hombre, Nathan levantó la mirada con el ceño y labios fruncidos, sin embargo, el gesto de molestia se vio suavizado en cuanto se percató de la apariencia que el otro tenía... estaba... sí... estaba ¡¡ reguapo el condenado !!

El modisto se quedó un momento en silencio mirándolo, de arriba a abajo y sin perder la oportunidad de estudiarle el paquete. Pero no crean que se había olvidado del herido, pues mientras examinaba la anatomía de Erik, sus ágiles dedos se encargaban de marcar el número de emergencia japonés - ¿cuál es tu nombre corazón? - preguntó con una sonrisa que no pudo ser más gay. Aunque lo verdaderamente extraño de la situación era que Nathan con toda esa habilidad de leer a las personas, ni por enterado que estaba tratando con un mercenario. Él nada más veía una criaturita divina con barbita sexy - ¿estás también herido? ¿quieres que Nathan-sama te dé respiración de boca a boca? -

Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: ~La Vida Loca~ [priv]

Mensaje por Invitado el Jue Jun 30, 2011 9:42 pm

Lo último que imaginó que aquel hombre hiciera fuera meterse en sus asuntos, mucho menos con la gravedad de la situación. Palideció en el instante en que el cuerpo moribundo fue arrebatado de sus manos, y como por puro reflejo retrocedió. Era rápido, además de ser igual de grande que él, o quizá, más gracias a los tacones que traía puestos. Y si se trataba de fuerza, probablemente podría hacerle frente. Hizo una mueca de disgusto <<Te dije que era una mala idea. Eres un estúpido. Mátalo. Aún tienes tiempo. Nadie lo notará.>>
Sacudió la cabeza, intentando regresar en si. Después se vió atacado nuevamente por las críticas en su mente <<¡Miente! Es lo mejor que puedes hacer. No se dará cuenta..>> <<¡Mátalo!>>
-¡Yo..! - Se arrodilló y le arrebató de un movimiento el celular, cortando la llamada que sabía que pronto iban a contestar. Su única salida, sí, era mentir. Sonrió afablemente y sujeto ambas manos del moreno, dejando a un lado el teléfono, mirándolo con sinceridad -Yo no soy de aqui. Yo soy from United States. My friend estar triste. Su mamá le pega. - Se acercó a el oído de Nathan, susurrandole - Él no tiene passport. Si llamas ambulancia, se lo lleva la gente mala.- Fingió una mirada de lástima a su "compañero" acariciando después su rostro ensangrentado.No sabía cuanto más tiempo estaría inconciente. Tenía que desaparecer de allí antes de que despertara- Jaimito es mi amigo..- continuó hablando, buscando excusas, intentando transmitirle ese sentimiento al hombre más arreglado que varias mujeres con las que se había cruzado y que la suerte le sonriera para poder escapar.

Se pasó una mano por el cabello, intentando parecer alhagado por las palabras del pelirrosa, tomando al hombre inconsciente para cargarlo sobre su hombro.- Erik. I'm fine, thanks.- Tenía que meterse de cualquier manera en su papel y alejarse lo más pronto posible del lugar.-Es noche. Debería llevarlo con su momma. No se preocupe por mi. Yo estoy bien -Se limpió su mano libre en el pantalón,haciendo una mueca de disgusto. Pero qué remedio... Eso de estar finginedo sentimientos y un acento estúpido era bastante más complicado de lo que se había imaginado.

Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: ~La Vida Loca~ [priv]

Mensaje por Invitado el Vie Jul 01, 2011 2:03 pm

Le escuchó pacientemente, con todo y la urgencia que tenía por llevar a aquel hombre al hospital. Su naturaleza gayesca no le permitía ignorar a un joven tan atractivo -porque para Nathan aún era joven-.

Ladeó la cabeza con un halo rojizo decorando sus mejillas. Éstas se habían encendido repentinamente tras sentir el cosquilludo cuchicheo en su oído - entonces... ¿son americanos ilegales? eso es nuevo para mí - movió un poco las cejas en señal de sospecha, mirando de soslayo al hombre inconsciente. Incluso con tanta sangre escondiéndole el rostro, a leguas se veía que tenía los ojos más rasgados que la mismísima Lyn May... aunque tal vez era un chino o un coreano residente en EUA, no debía ser tan racista con los orientales.

Suavemente acarició la mejilla de Erik, conmovido... o por lo menos pretendiendo parecerlo para ganar puntos - tu corazón es tan grande como tu paque... digo como tus zapatos. Si todos fuéramos como tú, más Jaimitos se salvarían - le miró con una gran sonrisa y entornó los ojos hacía el moribundo, poniendo especial atención en sus lesiones. Los golpes que tenía eran demasiado salvajes para pertenecerle a una dama, además ¿qué tipo de hombre se dejaría pegar por su madre estando ya tan crecidito? Ahí había algo que no le estaba cuadrando, su sentido femenino lo advertía. Pese a esto, igual le ayudó a Erik a acomodarse al herido sobre el hombro. No podía decirle así como si nada que era un mentiroso y preguntarle la verdadera razón por la que le había arrebatado el móvil. Los modales ante todo.

- no pierdas tiempo cariño~ llévalo con su madre, ella sabrá qué hacer. Después de todo las chicas siempre somos las expertas cuando se trata de emergencias - le dio una palmadita llena de amorsh en la espalda baja y luego se apartó de su camino, permitiéndole andar a paso libre por los callejones - ¡au revoir culito lindo! - se despidió, inclusive sacando un pañuelo blanco de su pantaloncillo para agitarlo a manera de despedida dramática a la vez que el mercenario se alejaba del lugar.

Nathan se quedó ahí, mirando el trasero bien formado de Erik mientras comenzaba a pensar en la posibilidad de que él fuera el que en realidad hubiera golpeado a Jaimito. Al modisto no le engañaban, o bien se trataba del hombre más amable y accesible del mundo o algo le estaba escondiendo tras esa linda carita. Quizás también habían tenido una pelea en algún bar cercano o simplemente era su rival de amores. Daba igual, el modisto ya estaba listo para seguirle y así descubrir la verdad en cuanto Erik se alejara un poco. Había agarrado práctica acosando a varios famosos que visitaban sus pasarelas, aunque claro nunca había seguido a nadie con tan buena nalga.

Pasaron 10 segundos antes que el pelirrosa se pusiera en movimiento Le seguía desde las sombras, a una distancia prudente y tarareando la melodía de Mission Impossible

Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: ~La Vida Loca~ [priv]

Mensaje por Invitado el Vie Jul 01, 2011 10:56 pm

¿Se lo había tragado...? ¡Se había tragado la puta mentira! <<Mariconas idiotas, que son todos iguales!>> No era exactamente la mejor estrategia, y mucho menos, la mejor idea que hubiera tenido. Era tan improvisado, que había pensado en la posibilidad de que sus planes se echaran a perder por encontrarse con aquel extavagante hombre. Tenía miedo de que le detuvieran, pero también de que se quedaran con lo que había sacado de aquel negocio. En fin, eran cosas que no se conseguían tan fácil y mucho menos era algo que le regalarían a cualquiera. Y bueno, quizá debía agradecer a la ingenuidad del moreno que le dejaba escapar. Se tensó con cada palabra que Nathan decía, e igual temía responder algo demasiado estúpido.

Cuando porfin tuvo la oportunidad de largarse de aquel sitio, no lo dudo un segundo. Se estremeció al recibir la palmada, pero intento parecer agradecido ante el gesto cariñoso del pelirrosa <<Te tira los perros la loca. Quién necesita a las gemelas Olsen cuando tienes algo..así..>> Risas en su cabeza, prefirió ignorarlas antes de gritar alguna tontería y echar a perder el plan.
Hizo una reverencia, totalmente contento y agradeciendo el buen gesto de Nathan -o por lo menos eso aparentaba- y caminó rapidamente, como si realmente tuviera la urgencia de llegar al hospital, de salvar a su querido "Jaimito".

Después de un rato estuvo seguro de haber perdido al moreno, y alejarse bastante del lugar que le había puesto la piel de gallina y hacerle sudar frío. Volvió a acercarse a un oscuro callejón, el olor era desagradable y la visibilidad era casi nula. Miró a su alrededor, suspirando aliviado.- Jaimito, me has traído demasiados problemas. Agradece que no te voy a matar, baby- Y cuando el hombre que traía cargado en el hombro comenzó a reaccionar, Erik lo lanzó en ese mismo instante a unos contenedores enormes de basura. Sequedaría un rato allí seguramente. En donde se merecía aquel ladronzuelo, traficante, insignificante gusano...- Fuck you!- Y terminada la frase y haciendole la britney señal, se alejó del lugar, manteniendose oculto en las sombras. Un hombre bañado en sangre ajena no daba mucha confianza por aquellos barrios..-

Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: ~La Vida Loca~ [priv]

Mensaje por Invitado el Sáb Jul 02, 2011 5:23 pm

El modisto le siguió un largo rato, claro que siempre manteniendo un buen tramo de distancia con el mercenario y usando su ropa oscura a modo de camuflaje. Le rezaba a los dioses que Erik resultara ser un tipo y le llevara hasta su casa, pero como se lo sospechaba eso no ocurrió...

Tuvo que llevarse ambas manos a la boca para evitar soltar un alarido en cuanto vio a Jaimito ser tragado por los contenedores. Ese hombre era una bestia, no podía creer que fuera tan cruel con su pobre amigo... no, un momento, con tales acciones le dejaba en claro que no era su amigo, es más, comenzaba a dudar que su verdadero nombre fuera Erik y que fuera americano también.

Después de ver al hombre partir y con una agilidad digna de un deportista, el morocho entró en el contenedor en donde se encontraba el moribundo y lo sacó. Para este entonces el herido ya tenía los ojos abiertos y miraba al grandulón aterrorizado ¿además de casi matarlo a golpes también le iban a violar? - relájate amorcito... yo me encargaré de todo - el de ojos rosas le sonrió para luego recargarlo de espaldas contra la pared; sin embargo a los pocos segundos Jaimito volvió a caer inconsciente de sólo pensar en el tamaño del miembro de Nathan ¡cualquiera prefería morir antes que ser empalado! - ¿aló?...¿911 japonés?... necesito una ambulancia... - el moreno hablaba por teléfono al tiempo que le daba leves palmaditas en los cachetes para mantenerlo despierto, ya había perdido mucha sangre.

Después darle a la operadora la dirección exacta en la que se encontraban, el morocho se sacudió las manos y cerró los ojos, tratando de concentrarse para intentar sentir el ki de Erik... cosa que por obvias razones no pudo hacer. Suspiró y sacó su celular, con éste sí que podía localizarlo, esto era porque al momento de tocarle el culo al pelirrojo, Nathan le había dejado plantado un pequeño chip localizador del tamaño de la cabeza de un cerillo.

Tras un momento de casi trotar por las oscuras calles, el modista por fin pudo localizar a Erik. Le estaba dando la espalda, pero lo reconoció por ese traserito suyo. Con lentitud se acercó por atrás hasta permitir que sus largos dedos se posaran en el culo ajeno para así quitarle disimuladamente el chip - creo que me debes una explicación baby - susurró en su oído.

Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: ~La Vida Loca~ [priv]

Mensaje por Invitado el Lun Jul 04, 2011 6:40 pm

Si, sabía que hoy sería un buen día. Se había deshecho de "Jaimito", del morocho, y además tuvo la oportunidad de quedarse con la mercancía.-Oh si baby..- se iba alabando mentalmente a sí mismo, además de las vocesitas que le felicitaban a pesar de que el plan al principio parecía todo un fiasco. Se consideraba un hombre con suerte. Rió estruendosamente al saber que todo salió mejor de lo que esperaba, pero igual ya era hora de tomarse un baño, y también, descansar. Sólo quería disfrutar de su botín sin que nadie le molestara...

Lástima que ese instante de felicidad duro apenas unos momentos, pues cuando escuchó esa voz y además esas atrevidas manos supo que su plan había valido. ¡Carajo! <<te dije, no eres más que un perdedor.. estás solo, amigo. El negro te cachó. Te sales tú solo de tus problemas. Nenaza>>... Y las voces desaparecieron de su mente. ¡Cobardes! Ya verían cuando volvieran a aparecer...

Respiró profundamente, girandose con lentitud, intentaría volver a mentir, ojalá le funcionara.- De que hablash? Solo voy a regresar a mi casa. Jaimito is with her mom already. -carraspeó, retrocediendo algunos pasos y colocándose la mano en la nuca. Estaba sudando. Después de todo, volverle a mentir al morocho y que le creyerra sería demasiada coincidencia.-O.. ¿Será que...¡Me estas malinterpretando! El me pidio que lo dejara alli. Su mom en realidad es una mujer ruda. Pega más fuerte que cualquier hombre.-Sonrió y volvió a recobrar su postura, simplemente para hacer la mentira más creíble.- Ellos son gente muy humilde. Y.. es mi amigo, yo solo queria ayudarle..-Después fingió una voz y mirada lastimeras, esperando que el moreno le creyera. Se acercó y tomó sus manos, apretandolas suavemente.- Pero tu me crees, ¿verdad? - Y si la respuesta era negativa... Pues lástima, porque todo el entrenamiento por el que había pasado no sería en vano. Era un hombre bastante agradable...

Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: ~La Vida Loca~ [priv]

Mensaje por Invitado el Miér Jul 06, 2011 2:27 pm

Entrecerró los ojos, fijando por un rato sus pupilas coloridas sobre el rostro del hombre. Mientras éste se expresaba, el modisto se dedicaba a estudiarle ¿estaba de coña? ¿quién cojones en su sano juicio iba a creerle tanto cuento? estaba bien que Nathan se considerara a sí mismo como alguien "buena gente", pero no era tonto, sabía diferenciar perfectamente la cara de un alma en desgracia de la perteneciente a un simple comodín como el que tenía frente a él.

Suspiró con dulzura, sonriendo y cerrando los ojos, dejando así entrever la gruesa capa de rímel que adornaba sus gigantescas pestañas - criaturita, no debes mentirme - habló calmado, por momentos parecía una cariñosa madre preocupada porque su retoño no se desviara del camino - ya he dejado a Jamito en manos de los paramédicos. Si tienes un problema con drogas o andas de aprendiz de narco puedes decírmelo con toda confianza, Nathan-sama te ayudará a salir del hoyo - sobó sus manos delicadamente si perder el chance de leer sus gestos. El americano era excelente actuando, mucho, y le estaba costando horrores descifrar lo que escondía tras esa linda naricita suya.

- deja de mentir Erik-chan... bueno si es que ese es tu verdadero nombre - ya estaba hecho, le había confrontado y ahora el morocho esperaba una respuesta. Algo dentro de su amanerado corazón le dictaba alejarse del otro, sus sentidos le indicaban que se acercaba el peligro; no obstante, el de rosa permaneció en la misma posición, dándole cariñosas muestras de afecto en sus manotas. Si Erik atacaba, él lo haría también, el morocho era muy fuerte con todo y que se tratara de una floripondia diva.

Nathan no lo creía capaz de herirlo después de haber protagonizado un momento tan hermoso, pero por si las moscas el modisto tenía más de un truco bajo la manga... bueno bajo la manga no porque tenía un chaleco, más bien dentro de sus pantaloncillos...

Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: ~La Vida Loca~ [priv]

Mensaje por Invitado el Mar Jul 12, 2011 8:52 pm

Y bien, porfin toda su actuación chafa había llegado al final. Sí, nadie era tan tonto cómo para creer ese teatrito que el pelirrojo se traía en manos. Lástima, tendría que mejorar eso después. Ahora estaba pensando que carajos tendría que hacer para zafarse de ese apuro.
Soltó un suspiro como en forma de queja, bajando la mirada por un momento. Nada le llegaba a la mente ahora, además de atacarle... pero obviamente tenía desventaja... No podría enfrentarse contra un negro de dos metros... Inclusive él sabía eso..Qué patético se sentía ahora, atrapado en las garras de un travesti que probablemente lo dejaría medio muerto, igual que a Jaimito.

Tuvo que admitir que la actitud del moreno llegó a desconcertarle, quién en su sano juicio aceptaría ayudar a un completo desconocido, además, involucrado en negocios peligrosos. Enarcó una ceja, volviéndose a limpiar la frente del sudor. Debía admitir que estaba nervioso.-Nathan, te aconsejaría que no.. te juntaras con gente como yo.- No quiso hablar de más, tampoco iba a hecharse de cabeza por un simple comentario que revelara su identidad.

-Si. Erik es mi nombre, de eso no hay duda.- Y no cargaba con identificación alguna, que tal que algún policía le agarraba y todo su trabajo a la basura. Y tampoco cargaba las falsas, parecía ser una misión demasiado sencilla para tomarse tantos riesgos. El hecho de que aquel hombre le acariciara con tanta confianza le ponía la piel de gallina, y más cuando él era un semental que sólo tenía ojos para las gemelas Olsen. Parecía que este día sería más largo de lo que planeó.

<Cállate> Sacudió la cabeza.- Nathan, mi trabajo es deshacerme de la gente de ese tipo. Digamos que trabajo encubierto.- <¡Cállateeee!> Gritaban aquellas vocecillas, en un tono de desesperación. <¿Qué no ves que este negro trae varias intenciones?> Ahora ni siquiera sabía a quien hacerle caso.- Pero podríamos olvidar todo este inconveniente y tomar un café... o lo que se le ofrezca.- Y volvió a usar su "magia" como llamaba él, de persuación.

Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: ~La Vida Loca~ [priv]

Mensaje por Invitado el Dom Jul 17, 2011 3:16 pm

Al escucharle sonrió satisfecho, su sexto sentido jamás le había fallado y en esta vez tampoco había sido la excepción - chico malo deja de preocuparte. No sabes con qué tipo de personas me he codeado - después de eso, el morocho se quedó unos segundos en silencio, evaluando la situación en la que se encontraba. Todavía no estaba seguro si Erik era un yakuza, un asesino a sueldo o un loco, por lo que ahora mismo Nathan se veía inmerso en una encrucijada. Tenía la opción de seguir insistiendo para hacerlo hablar, presionarlo hasta descubrir exactamente en qué estaba metido y así poder ayudarlo... o simplemente podía aceptarle el café.

- huh~ te aceptaré la propuesta honey - por razones más que obvias el morocho terminó decantándose por lo último, esto porque el hombre era un bomboncito y también porque entre plática y plática podría irle sacando más información sobre ese mentado trabajo - aunque ya es bastante tarde como para un café ¿no preferirías mejor beber otra cosa? - le guiñó un ojo y señaló hacia adelante - conozco un buen lugar a unas cuantas calles, venga que yo invito - sin esperar una respuesta, el de rosa le rodeó la espalda amistosamente con uno de sus torneados brazos y comenzó a jalar a Erik hacia la dirección donde momentos antes había indicado, como Nathan era más fuerte que él no le costaba llevarlo.

Al cabo de dar 3 pasos, el modista decidió que sería bueno reafirmar la confianza entre ambos con un poco de plática casual - so... ¿qué posición te gusta? - preguntó mientras le observaba de soslayo. Por fuera el mercenario se veía como el clásico macho bragado y juerguista que buscaba relaciones de una sola noche, pero Nathan sentía una fuerte vibración gheista cuando estaba junto a él mmm quizás todavía no descubría su gusto por los caballeros, quién sabe - ¿top, bottom o versatile? - sonrió acercándole un tanto más hacia sí. Lo que seguramente Erik no sabía era que el pelirrosa le estaba llevando hacia uno de los centros nocturnos más homos y atrevidos de todo Tokio, ahí en donde un 90% de los concurrentes estaban tan o más maquillados que Nathan.

Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: ~La Vida Loca~ [priv]

Mensaje por Invitado el Mar Jul 26, 2011 6:30 pm

Tuvo que admitir que aquella situación le había puesto nervioso, como no sucedía muy amenudo. Simplemente que le descubrieran y todo se viniera abajo representaría una gran humillación para su trabajo y también para él. -¿Ah si? Pues seguro que pensé mal de ti. Digo, pareces de esas personas muy nice como para juntarse con gente de mi calaña... Pero tampoco te des una idea equivocada de mi ¿Eh? Soy una persona sencilla- Sonrió carismáticamente, de nuevo regresando a aquellas actuaciones mejores que las de Brodway. ¿Quién no le creería a alguien con esa sonrisa y poder de convicción tan grande?.-

Agradeció que el morocho aceptase aquella invitación después de todo el incidente que había ocurrido temía que fuese acusado con las autoridades o que el pelirrosa tomara ventaja de ello, a final de cuentas, no podía confiarse de cualquier extranjero que le tendiera una mano, ¿Cierto?
Sonrió con amabilidad y caminó junto con él, aunque no iba escuchando completamente el diálogo del moreno, asentía a la mayoría de las cosas que decía. Estaba demasiado concentrado en guardar aquella droga que se había guardado como pudo entre las ropas y si algo sucedía tendría que sacar otro pretexto...Qué complicado.
-Vale si tu invitas. Pero no esperes que con esa oferta me tome un simple cafecito, ni una piña colada. Sólo te advierto.- Comentó siguiendo el juego de Nathan, soltando una que otra risa de vez en cuando.
Se dejó guiar cuando le rodeo con uno de sus brazos, a lo que no mostro queja alguna, pero su mente pensaba en huir. Quizá aquel contacto tan cercano, o su confianzuda sonrisa le ponía los pelos de punta.

Carraspeó un poco y no pudo evitar soltar una risa nerviosa. ¿De qué rayos estaba hablando? No podía mirarlo directamente ahora. Estaba analizando la respuesta... estaba seguro de que Nathan le había malinterpretado. No, no era como él, ni como ninguno de los hombres que se pavoneaban con faldas y ese tipo de arreglos, simulando ser más femeninas que las mismas mujeres.- Espera, espera. Mira que a mi no me van los hombres.. yo no le tiro a esa onda. Tú sabes, ¿No? Me gustan las "pollitas" pero no las de los hombres, digo. Las mujeres....- Intentó sonar amable y por supuesto que aquella respuesta no llevaba ofensa alguna. No quería empeorar la incómoda situación. Ahora que lo pensaba, aquello había sonado bastante torpe.
Se tronó el cuello, aún sin saber a donde se lo llevaba el moreno. Lo único que ahora deseaba era una noche tranquila..-



Disculpa la tardanza )':

Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: ~La Vida Loca~ [priv]

Mensaje por Invitado el Dom Ago 14, 2011 7:26 pm

Después de escucharlo no pudo evitar soltarse a reír, claro que como era toda una dama, tuvo la decencia de cubrirse la boca al hacerlo para que el mercenario no sintiera que se burlaba de él - hohoho~ con lo adorable que eres te podría comer a besos - trató de calmarse para continuar, los machos le gustaban mucho - estamos en confianza y te aseguro que a donde vamos nadie te conoce(?) así que suéltate un poco. Con suerte podrás descubrir que hay algunas "pollitas" por las que vale la pena cambiarse de bando - metros después, fue cuando por fin se pudo vislumbrar un par de banderas multicolores adornando las paredes de un enorme bar frente a ellos.

El de rosa sonrió liberando al otro de su agarre y como por arte de magia sacó un diminuto espejo para comenzar a revisarse el maquillaje escrupulosamente. No podía tener ni una pestaña fuera de lugar o en cuanto entraran al antro todas esas locas envidiosas que decían ser sus amigas, empezarían a soltar pestes a sus espaldas - perfecto - susurró para sí y después de ponerse otra capa de gloss, le hizo una seña al pelirrojo para que le acompañase hasta la entrada. Ahí se encontraba un cadenero con una constitución digna de un físicoculturista - ¡ay Javier! ¡pero mira con qué brazos te has hecho! - Nathan se acercó al caballero y sin ningún tipo de pena le apretó los músculos del antebrazo - ¿verdad que sí Erik? ven a sentirlo - el de seguridad se limitó a sonreír coquetamente mientras le lanzaba un par de miraditas seductoras - ¿ya con otro Nathan? siempre me ha impresionado tu buen gusto - el modista rió otro poco y llamó al de ojos verdes para que le acompañara al interior del establecimiento.

Dentro, el ambiente era el de un verdadero carnaval, pues algunas plataformas entre la pista dejaban ver a numerosos travestis moviéndose sensualmente, varios de los cuales incluso podrían pasar sin problemas por chicas; la música estaba a todo lo que daba y la iluminación del lugar apenas y dejaba la opción de ver lo que ocurría en los rincones del bar; además, la barra estaba abarrotada y era atendida por jóvenes mozos que encima no llevaban más que un sencillo delantal - handsome ¿quieres bailar? ¿vamos por un trago primero? - Nathan tuvo que susurrarle al oído para que le escuchara y aprovechó también esta acción para dejar en claro a los demás concurrentes que ese guapetón de cabello anaranjado venía con él.


Spoiler:
he vuelto a la normalidad, perdona si tardé demasiado

Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: ~La Vida Loca~ [priv]

Mensaje por Invitado el Dom Ago 14, 2011 8:23 pm

Soltó una risotada también, sin cohibirse ya ante el pelirrosa. Debía de admitir que era un hombre (¿O mujer?)sumamente agradable, y era prácticamente imposible no pasar un buen rato con él.
Enarcó una ceja, y con un aire que fingía ser amenazador le cuestionó- ¿Adorable? ¿Le estás diciendo a 1.80 cm adorable? - Preguntó mientras señalaba su cuerpo entero, sin creerse aquel adjetivo que había usado el moreno en él.- ¿Qué? ¿Estás esperando que cambie de bando? -Negó con el dedo índice, antes de continuar hablando.- Pues supongo que si hay algunas que se parezcan a las gemelas Olsen, pueda darle un intento.- Volvió a reir. Era obvio que estaba bromeando.- Si no es indiscreción, ¿A ti que tipo de "pollitas" te van? ¿O eres tú el que va abajo? - Bueno, preguntar no le haría perder nada. Después de todo lo que había pasado junto con el morocho, eso resultaba ser poca cosa.

Observó detenidamente a su compañero, negando con la cabeza cuando lo vió maquillarse. Había muchos aspectos que no entendía de eso, hábitos que le recordaban a una mujer. Era un noob en el mundo de los gays, aunque nunca había estado interesado en el mismo. Se rascó la nuca y caminó con paso firme y decidido hasta la entrada junto con Nathan, quién seguramente conocía a más de la mitad de la gente del establecimiento.
Se sorprendió al ver al cadenero, pero no dijo nada. Permaneció casi inmóvil ante el lugar. Hasta creyó que estaba conteniendo la respiración. Cuando el moreno le llamó para "sentir" la envidiable musculatura del otro tipo, con un gesto algo forzado rechazó aquella invitación.-Paso, gracias.- No estaba listo para dar un paso tan grande en ese ambiente.

Tragó duro antes de seguir al morocho, tronandose el cuello y los dedos de las manos. Respiró hondo e intentó caminar con normalidad, hasta que entró y una mirada de asombro se hizo presente. Tampoco pudo evitar abrir la boca, era demasiado "colorida" la sorpresa. Tuvo que forzar un poco la vista por la oscuridad del lugar y empujar algunas "chicas" para hacerse paso entre la multitud. <<Qué te den por el culo, maricón>> Escuchó esa vocecilla en su interior, pero, debía agradecer por ahora la estruendosa música, que apenas le dio para escuchar sus propios pensamientos.
El lugar era digno de pachanga. Ya estaba allí, así que debía soltarse y aprovechar para divertirse en el colorido mundo que se encontraba ahora. Eran de esas experiencias que debían vivirse. -Seguro que esto es mejor que la Zona Rosa o el Gay District.- Varias miradas se fijaron en él, unas restándole importancia, otras casi acosándolo. Agradeció que el rosa se acercara de aquella forma tan súbita, que si igual hizo que le recorriera un escalofrío por toda la espalda, también provocó que los del lugar volvieran a sus asuntos, y aquellas miradas insolentes se desvanecieran.- ¡Sí! Un trago estaría bien. Muy bien.- Tomó al moreno por el brazo y lo jaló con el mayor cuidado que pudo hacia la barra, en un torpe intento por relajarse.- Pero por favor, pide algo para los dos. Hace demasiado calor. Después bailaré contigo, creo.- Y terminando de decir casi a gritos eso, se limpió la frente perlada en sudor con el rostro de su mano, fingiendo una sonrisa. No estaba acostumbrado a ese tipo de lugares, evidentemente
.-

Spoiler:
Leí tu ausencia así que no te preocupes y Welcome! :B

Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: ~La Vida Loca~ [priv]

Mensaje por Invitado el Dom Ago 21, 2011 5:00 pm

El nervioso estado de Erik no pasó del todo desapercibido para el modista; sin embargo, ya que ambos estaban en una especie de cita -o eso era lo que Nathan quería creer xD- decidió continuar con la velada como si nada y dejarse llevar por el otro tranquilamente hasta la barra. Lo primero que pasó por la cabeza del morocho fue pedir una de esas bebidas de colores brillantes y sabores dulzones, pero ya que estaba con un macho machín quizás podría arriesgarse y elegir otra cosa que terminara por soltar un poco al de cabello claro - dame una botella de José Cuervo por favor - sonriente le dijo a uno de los hombres que atendían, uno jovencito y de cabello rubio que podría jurar que si le ponía maquillaje suficiente podría pasar por una de las gemelitas que tanto parecían gustar al mercenario.

El mencionado fue por la botella y ahí fue cuando el morocho se le quedó viendo con una sonrisita a Erik, estaba sudando a cántaros y eso que todavía no habían entrado en calor... well no era como si eso fuera algo malo, de hecho esa humedad extra hacía ver al pelinaranja mucho más violable - wow te estás asando, deberías quitarte la playera para ventilarte un poco - ensanchó la sonrisa y mantuvo la mirada un par de segundos sobre sus fuertes pectorales - mira que estando con Nathan-sama nadie te pondrá un dedo encima honey - el bartender no tardó nada en regresar ya con tequila en mano y un par de caballitos de cristal con simpáticas verguitas grabadas en éstos. Nathan le dejó llenar ambos vasos y con la mano le hizo una señal para que les dejara solos, lo que menos necesitaba ahora era competencia.

En fin, se tomó como si fuera agua el tequila y decidió retomar la conversación que había surgido antes de llegar al bar, pues por las prisas en arreglarse ya ni siquiera le pudo contestar apropiadamente - ¿te parece que alguien como yo va abajo? hohoho no te fíes de las apariencias... no porque esté en contacto con mi lado femenino quiere decir que me gusta ser el muerde-almohadas - volvió a servirse otro shoot mientras hablaba. Como al de rosa casi no le afectaba el alcohol, necesitaría empinarse la botella entera para por lo menos sentir rasposa la garganta - ah... antes de que me empiece a hacer efecto el tequila, te diré que eres adorable... y te lo está diciendo alguien de 1.95 hohoho ♥~ - el escándalo alrededor de ellos no era un impedimento para que el modista se diera a escuchar, ya fuera levantando la voz o acercando mucho sus gruesos labios a Erik hum esperaba que le siguiera el paso para ir pronto a mover las caderas, no por nada hoy se había puesto los mejores tacones que tenía.

Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: ~La Vida Loca~ [priv]

Mensaje por Invitado el Dom Ago 28, 2011 2:34 pm

Intentaba aparentar estar lo más relajado posible, quería adaptarse a aquel ambiente y poder soltarse un poco. ¿Y porqué no? Después de todo, podía usar su mente para imaginar que muchos del lugar eran mujeres, pues prácticamente eso parecían...con excepción de su acompañante que por más maquillaje se pusiera no dejaba de parecer todo un macho. Además, no era como si todos estuviesen tras de él sólo por ser musculoso y atractivo... o quizá sí, pero esa ya sería otra historia..

Sonrió y aceptó gustoso aquel trago, que por más que bebiera estaba seguro que no le haría mucho efecto. Ya estaba acostumbrado a beber, era parte de su vida cotidiana. Por decirlo de una manera.
Un escalofrío le recorrió cuando observó atento al bartender pues podría jurar que era hermoso. Bueno, si fuera una chica. Sacudió la cabeza y vació de un solo sorbo la bebida, regresando la mirada al moreno. -¿Quitarme la playera? Pero no traigo nada abajo. -Volvió a limpiarse el sudor con el dorso de su mano, intentando ignorar la "acosadora" mirada del moreno.- Seguro que eres muy conocido si dices eso. Está bien. Confiaré en ti, "Nathan-sama" -Asintió y rió estruendosamente, en realidad este tipo sí que se había ganado su confianza cuando no había mencionado nada acerca del incidente con Jaimito.

Escuchó atentamente, o mejor dicho, lo que alcanzó a escuchar de la converación, y su rostro no hizo más que demostrar una enorme sorpresa. -¡Creí que querías ser mujer! Y bueno, digo, tu sabes, las chicas van abajo... Les gusta recibir. Y como usas maquillaje, todos te conocen y además te vistes mucho mejor de cualquier fémina a kilometros a la redonda...Sólo lo supuse.-Imitó al moreno, sirviéndose otro trago. Si seguían así seguro tendrían que pedir otra botella.- ¿Te me estás insinuando Nathan-sama? -Palmeó la mesa mientras soltaba otra risa, para después rascarse la nuca.- Espero que no intentes herir mi masculinidad con esa palabrita. Mejor podrías decirme guapo, o sexy o algo así. Adorable... me hace sentir como una chica.- Admitió en un tono un poco más bajo. Sabía que el moreno no quería ser ofensivo, pero para un macho como erik tragarse esas palabras era complicado.- Entonces puedo suponer que te gustan los hombres... gays gays, osea...¿femeninos? - En realidad estaba adivinando, porque no tenía una idea de qué le iba al morocho y qué no. Esperaba simplemente no estar en la mira.

Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: ~La Vida Loca~ [priv]

Mensaje por Invitado el Dom Sep 18, 2011 9:48 am

"¡eso no importa Erik-chan! ¡quítate la playera para que todos podamos ver tus lindos pectorales!" pensó el modista al ver cómo segundo a segundo los pequeños surcos en las ropas del pelirrojo se iban humedeciendo. Erik estaba sudando cada vez más ¿así sería en la intimidad? ¿dejaría las sábanas empapadas? ¡hosh! el pelirrosa se perdió un instante en sus pensamientos hasta que nuevamente la voz masculina del hombre lo devolvió a la realidad - aww handsome me harás sonrojar con tantos halagos. Pero no quiero ser mujer, me encanta pertenecer al tercer género y además tengo una muy buena razón para continuar siendo chico, créeme - soltó una risa ligera y sirvió más tequila. En esos momentos el José Cuervo daba sus últimas gotas, pero por fortuna el joven cantinero se había dado cuenta de la gran sed que ambos traían y ya les había dejado otra botella, bendito sea.

- ¿femeninos? - ladeó un poco el rostro - en realidad los evito, me gustan los hombres grandes, especialmente los que se las dan de machos - Nathan levantó el índice para señalar a un sujeto bronceado, con una melena algo rizada y un bigote de campeonato, uno que se asemejaba bastante a Mr. Satán de DBZ - ¿ves a ese tipo de allá? pues ese cuerpecito fue mío... - sonrió sirviéndose otro trago y movió la cabeza para señalarle al mercenario otro ejemplar, esta vez uno mucho más joven y rubio, casi tan alto como el modista - ¿ves al crío de la esquina? a ese también lo pasé por las armas - satisfecho de sus proezas, el morocho sonrió y se alejó un poco de la barra, comenzaba "la hora retro" sí, esa misma en donde la pista se iluminaba al más puro estilo de una discoteca de los 80's, con todo y las características canciones rítmicas.

- bueno bueno, es suficiente charla por el momento, será mejor que tomes lo que queda de tequila y me acompañes a bailar - Nathan le guiñó un ojo y se fue de ahí meneando bien el culo hasta llegar a la pista. Aunque estuviera oscuro y atiborrado de gente, era sencillo localizar al Drama Queen dada su estatura - ¡¡chicas ha llegado Fire Emblem!! ¡¡abran paso!! - y haciendo gala de su popularidad en el club, el morocho logró que la multitud le dejara pasar por en medio. La imagen se parecía mucho a esa en donde Moisés separaba los mares(?). Sería mejor que Erik se diera prisa...



Última edición por Nathan el Vie Sep 23, 2011 8:36 pm, editado 1 vez

Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: ~La Vida Loca~ [priv]

Mensaje por Invitado el Dom Sep 18, 2011 9:10 pm

Permaneció quieto, sudoroso y callado cuando el pelirrosa se alejó a la pista, dejándolo a él atrás con su caballito, el bartender, y la multitud que de vez en cuando le empujaba de lo concurrido que estaba el lugar.
¡Qué increíble era aquel hombre! Todos le abrían camino cuando su voz destacó sobre la música estruendosa, todos lo conocían, y también parecía que todos querían, por lo menos que les dirigiera la palabra. ¿Debería sentirse alhagado? Evidentemente todos y cada uno de los hombres "machos" que estaban en el lugar habían pasado por manos del morocho. Ojalá el tuviera la misma oportunidad de hacerse con todas las mujeres. Quizá sentía una envidia por aquella fama y galantería de la que se había hecho el moreno.

<<Seguramente se te está pegando lo homosexual, Erik. Mira que sentir envidia por eso. Debería darte pena. Bueno, peor no podías estar...>> -Serás idiota. Tú eres el maldito homo.- Respondió molesto y sacudió la cabeza para alejar aquellos pensamientos. El muchacho que los atendía lo observó por un buen rato, hasta que el pelirrojo lo espantó con la mirada. ¿Le habría escuchado? Bueno, igual no era que le importara...mucho.Que se divirtiera con Nathan no significaba que fuera a cambiar su sexualidad de un día para otro.

Ahora se encontraba en una odisea. ¿Debería ir con aquel hombre a bailar o permanecer sentado por un buen rato,lo suficiente para que el moreno se distrajera y escapara de aquel lugar? Soltó un suspiro pesado y volvió a limpiarse la frente. Miró la pista y al atrevido pelirrosa, meneando el trasero de una manera provocativa. Allí fue cuando supo lo que debía hacer. Terminó de un trago el tequilla que aun le quedaba y con una sonrisa atrevida caminó detrás de Nathan, justo antes de que se volviera a acumular la gente- ¡Nathan, pero yo no sé bailar! - Recapacitó, aunque muy tarde pues ahora estaba ya rodeado de gente y completamente pegado a la espalda del moreno. No pudo evitar sostenerle por las caderas, aunque no había caído en cuenta de eso realmente, si no lo hacía quizá la ola de gente se lo llevaría hasta el otro lado del lugar.

Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: ~La Vida Loca~ [priv]

Mensaje por Invitado el Dom Sep 25, 2011 3:19 pm

En cuestión de segundos el mar de gente había vuelto a ocupar sus lugares y es que el remix que actualmente sonaba, aparte de pegajoso también era de esas tonaditas "sensuales" que incitaba a la concurrencia a exhibir sus mejores y más sugerentes pasos de baile. Nathan movía de atrás para delante los hombros, más que nada para no quedarse estático, pues por mucho que quisiera mostrarle a los presentes sus movimientos, apenas estaba agarrando el ritmo y esperaba pacientemente a que su acompañante apareciera en la pista, cosa que afortunadamente no tardó mucho en pasar. Porque pobre de aquel que se atreviera a dejar plantado a la reina del drama (xD).

Erik estaba muy cerca, bastante más de lo que el morocho se hubiera imaginado, seguro que desde esa distancia el pelirrojo podía oler su carísimo perfume Le Queer e inclusive podría ver el nacimiento de su tanga de leopardo bajo los cortísimos pantaloncillos de cuero que llevaba - hohoho recuerda que yo voy arriba guapo - el de rosa le miró por sobre su hombro con una enorme sonrisa, aunque sin mostrar la dentadura. Teniendo las manos del ojiverde en sus caderas, el modista supuso que o ya se le había subido el tequila o sencillamente lo hacía para que ningún travesti desconocido se le fuera a acercar.

- ¿que no sabes bailar? ¡por favor! todos dicen lo mismo, nada más es cuestión de soltarse - se dio la vuelta para poder verlo mejor y ahora fue él quien posó sus manos sobre Erik, moviéndole por la cadera al compás de la canción mientras le llevaba a un espacio de la pista lo suficientemente grande para que ambos se movieran sin chocar sus extremidades contra las de los demás - te diré algo: aquí solamente la mitad de la gente baila... - el modista aumentó cien veces el tamaño de su sonrisa y dejó que el pelirrojo le diera un vistazo al lugar.

Las palabras de Nathan no podían ser más acertadas, ya que alrededor de ellos más de la mitad de las "parejas" se encontraban en pleno faje. Unos cuantos lo hacían disimuladamente, otros se metían la lengua en la garganta hasta niveles que rozaban lo chocante - el secreto para sobrevivir es mantente sobrio hasta el final. De otra manera luego puedes amanecer bajo los lavabos con un terrible sabor en la boca hahaha - el morocho volvió a reír ¡si las paredes del baño hablaran! - pero no te preocupes por eso, mejor sigue bailando, tienes un buen culo y hay que sacarle provecho - así el mayor continuó guiándole con mucha energía, haciendo que el ojiverde moviera un poco más los brazos al igual que el pecho. Con Nathan como maestro, en nada aprendería.


Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: ~La Vida Loca~ [priv]

Mensaje por Invitado el Sáb Oct 29, 2011 10:38 pm

Aunque parecía estar más concentrado que nunca cuando el moreno comenzó a hablar, la verdad era que apenas y entendía una palabra de lo que estaba diciendo. Ahora no sabía si las náuseas y las ganas de desvestirse (oséase, una gran falta de pudor) se debían al ambiente, o al alcohol, el cansancio o alguien que le hubiera echado el mal de ojo. La cabeza le daba vueltas, pero no por eso dejó de moverse como le indicaba el moreno: movía los brazos, la cadera, las piernas, todo, a pesar de que la gente volvía a acercarse y chocaban, y el poco espacio que les quedaba ahora sí era nulo y tenía que sacudirse un poco más para poder siquiera respirar.

De el gran discurso que el moreno había dicho (O eso había sentido él), sólo una cosa entendió bien: que apenas una parte de la gente bailaba, la demás... pues parecía estar bastante entretenida con sus asuntos. No quería pensar más allá -o quizá no podía- y sacudió la cabeza en un intento por bloquear lo que su imaginación estaba tratando de hacer.

Rió fuertemente y se sujetó de los hombros del moreno con más fuerza de la habitual, sería porque no estaba en sus cinco sentidos.-¿Y qué haces tú bailando con un desconocido? Deberías estar divirtiendote como ellos.- Señaló a una pareja que estaban prácticamente deborándose, mismo momento en que se dibujó una mueca de desagrado en su rostro. -Seguro que no te entretienes con alguien como yo, pero hago esto por ti, porque sigo suponiendo que no dirás nada de lo de hace rato.- Se tambaleó un poco por los empujones, pero logró mantenerse en pie y de alguna forma, imitó los movimientos de baile del moreno, tan complicados que sólo lograba hacer la mitad de ellos, a pesar de que según el otro eran fáciles.- Aunque si quieres dinero, o cualquier cosa que esté a mi alcance, claro, además de estar rodeado de queers, pues podría esforzarme un poco más.- Rió, bostezó y después se abanicó en un intento por salir de aquel extraño estado de sopor en el que se encontraba
.

Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: ~La Vida Loca~ [priv]

Mensaje por Invitado el Jue Nov 17, 2011 2:45 am

El pelirrosa miraba a Erik orgulloso. No era como si el más bajo repentinamente se hubiera convertido en una copia de Chayanne, pero al menos sus caderas y forzudas piernas ya le habían agarrado cariño a la pista - ¿cualquier cosa? tendré que pensármelo huh~ - el morocho rió un poco, claro que sin detener sus movimientos y con un volumen en su voz mucho más alto para que el menor le prestara atención - creo que cualquiera en mi lugar te pediría por lo menos una mamada a cambio de guardar silencio - hizo una pausa dramática bajando sus 2 enormes manos acaneladas hasta pellizcarle los glúteos cariñosamente - pero como yo soy una persona decente sólo quiero pasar un tiempecito contigo; ya sabes, conocer tu historia, tener una noche de chicas, hacernos manicure y chismorrear - dejó de pellizcarle, mas nunca quitó sus manos de su culo.

A pesar del bonche de gente que les rodeaba, Nathan seguía bailando fresco como una lechuga, no por nada hacía pilates y aeróbics casi a diario. Referente a Erik, bueno pues para tener un cuerpo digno de un dios griego moderno, no parecía estar disfrutando mucho del baile, de hecho se le notaba algo forzado, quizás... - oye corazón ¿ya estás ebrio? - su mirada por momentos adquirió un matiz mucho más juguetón - porque te advierto que si te atreves a manchar mi hermoso atuendo con vómito sufrirás de una muerte larga y dolorosa - pronunció mitad en broma, mitad en serio - puedo llevarte a la barra para que te refresques un poco o si de plano superaste el límite vamos a tu casa - contrario a todo pronóstico el de rosa lo decía con las mejores intenciones del mundo, que Erik fuera a malinterpretarlo sería su problema.

Spoiler:
sorry salió muuuy corto D: el siguiente estará mejor, lo juro(?) xD

Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: ~La Vida Loca~ [priv]

Mensaje por Invitado el Lun Dic 05, 2011 8:44 pm

Lo miró como confundido, asintiendo a la mayoría de las cosas que hablaba a pesar de que entendía solamente la mitad. Una sensación de vacío en sus oídos le hacia casi perder el equilibrio.- ¿Una mamada? Creí que pedirías dinero, o algo más..Bueno. Puedo concederte la noche de "chicas", pero primero tengo que salir vivo de este lugar.- Rió ante su comentario, y no dejó de sobresaltarse por aquellas manos juguetonas del moreno que no hacían más que asustarle cuando le toqueteaba. Suponía que era una forma particular de demostrar afecto entre la gente de esa índole.

-¿Ebrio? ¡Ja! Esa palabra no existe en mi diccionario.- Habló lento y arrastrando la lengua, pero sacudió su cabeza para continuar hablando. Quizá no era el alcohol, pero sí la combinación de eso y unos toques que se había metido hacia unas horas. -Si te vomitara encima, podría comprarte como 20 trajes más de esos, el dinero no es una complicación.- Rió, porque en realidad estaba mintiendo. Ahora no estaba precisamente en su mejor época.- Yo puedo..ir solo. Tú demuestrame esos pasos que te hacen ser..la reina de la pista. O eso.-Y de la misma manera, colocó sus manos en el trasero del moreno y le apretujo descaradamente. Ahora estaban igual, ¿No? Caminó-o mejor dicho, tropezó- hasta llegar a una esquina de la barra, donde casi por milagro no había gente y pudo respirar un poco más a gusto.-¿Qué demonios estoy haciendo? -

Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: ~La Vida Loca~ [priv]

Mensaje por Invitado el Miér Dic 21, 2011 6:45 pm

Todavía no muy convencido con eso de los 20 trajes, dio un pequeño salto al sentirlo pellizcarle el culo antes de mirarlo regresar a la barra - ¡¿y tú que te piensas que voy a bailar solo?! - casi gritó. Desde luego que con tanto ruido su reclamo seguramente pasó desapercibido para el pelirrojo - mggghhh - por su garganta un sonido gutural escapó antes de darse la vuelta para entrecerrar los ojos y observar escrupulosamente a los presentes en la pista. Estaba claro que buscaba un acompañante - ese no… ese menos… ¡por dios! ¿cómo dejaron entrar a ese? - hablaba para sí mientras iba descartando candidatos. Afortunadamente Erik no tuvo que esperar mucho para observar el show de Nathan, ya que éste se había agarrado a un hombre castaño y de elegante bigote que no parecía muy seguro de saber lo que hacía gracias a su notorio estado de borrachera.

Lo siguiente que se apreció fue a un modisto con manos más rápidas que el sonido casi obligar al castaño a pegársele por el pecho mientras, al ritmo de la música, le tocaba y manoseaba partes del cuerpo que por la salud mental del lector omitiré escribir.

Al cabo de 2 canciones más y con los labios sin rastro de Gloss, el morocho se despidió del hombre -intercambiando teléfonos primero- y con un gracioso andar como de pato fue a acurrucarse junto a Erik - ¡ufff! - se limpió un poco del maquillaje corrido y pidió una botella de agua para evitar la deshidratación y de paso también la cruda - ¿aún vives Erik-chan? porque el amigo de Robert se ve muy interesado en sacarte a bailar jojojo~ – le dio un golpecito con el codo en las costillas – oh mira, ahí viene, ve con todo tigre – el amigo era un joven no muy alto, rubio artificial y con grandes ojos como de maniático.

Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: ~La Vida Loca~ [priv]

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.